Qué hacer con la basura orgánica: ¡composta! ¡- ACTUALIZADO-!


Cómo hacer composta dentro de un departamento o casa, con o sin jardín, y los errores que debes evitar.


UPDATE: Este post se escribió hace más de dos años. El mundo del compostaje en casa era nuevo para nosotros. Desde entonces, hemos aprendido muchísimo y puedo decir con seguridad que ahora AMO hacer composta y que es lo MÁS sencillo y gratificante del mundo. Abajo encuentras todo nuestro proceso, pero si gustas, puedes saltarte a la parte práctica (empieza en "qué hacemos ahora"). Todos los comentarios nuevos al post están en color rosa.


Una de las primeras cosas que decidimos hacer, hace ya varios años, como parte de nuestra transición a una casa y vida zero waste fue separar y compostar nuestra basura orgánica. Es algo muy sencillo de hacer, sin embargo, tuvimos que aprender varias cosas hasta encontrar lo que realmente funcionaba para nosotros.


¿Por qué no simplemente separar la basura?

Siempre se me hizo muy extraña la tarea de simplemente separar los residuos orgánicos, ponerlos en una bolsa de plástico y tirarlos a la basura; no creía que realmente funcionara. Y resulta que tenía razón. Si hacemos esto, quizás pensemos que estamos haciendo algo bueno para el planeta, pero la verdad es que estamos haciendo sólo un poquito y tal vez ese poquito ni siquiera funcione.


Lo que pasa es que, esos residuos orgánicos que separamos, los ponemos en una bolsa de plástico — error número 1. Esa bolsa de plástico no es biodegradable y mucho menos compostable, entonces, sólo mantendrá los residuos orgánicos dentro de ella indefinidamente. Si usamos bolsas compostables, tiene más congruencia, aunque muy seguramente no es realmente compostable, PERO además, esa bolsa se irá a la basura con miles de otras bolsas y terminará en un basurero aplastada por millones más — error número 2. Es poco probable que esa bolsa y sus contenidos orgánicos logren descomponerse, pues al estar tan aplastadas, el oxígeno será casi nulo. Y por último, digamos que sí llegara a descomponerse por completo, ¿esos nutrientes a dónde irían? ¿serían 100% aprovechados?


La solución

La solución es, seguir separando nuestros residuos orgánicos, pero con la intención de que sí se descompongan. Para lograrlo, nosotros hicimos lo siguiente.



Lo que hicimos.



Intento # 1

Compramos un bote de aluminio para la cocina.


El bote es de aluminio, mide 20.3 x 27.9 x 20.3 cm y tiene dentro un filtro de carbón (que se cambia con el uso) que impide que salgan malos olores.

Lo pusimos en la cocina y empezamos a llenarlo, sin bolsa, directamente en el bote.


Todavía no estábamos seguros de qué hacer con esos residuos después… pero suponíamos que lo resolveríamos cuando fuera necesario. Todo iba bien hasta que pasó una semana.


El olor no salía del bote, para nada. Cuando lo abríamos tampoco había olor. Pero empezamos a notar dos cosas extrañas: la primera es que se llenaba de mosquitas, como de esas que están en la fruta, no sabíamos cómo entraban pero siempre que abríamos el bote, ahí estaban. Lo segundo que nos pasó fue que nuestra mezcla de residuos se empezó a llenar de un hongo blanco. En nuestro bote lo que más había eran cáscaras de plátano y de aguacate. Además, estaba haciendo bastante calor y dejábamos el bote a un lado de la ventana. Supongo que esta combinación fue la que hizo que se desarrollarán estos hongos, que estaban solamente en las cáscaras del aguacate.


Entramos en pánico. Sentí que habíamos fracasado y no habían pasado más de 3 semanas.



Intento # 2

En medio del pánico se nos ocurrió algo muy evidente: no dejar el bote afuera. Primero pensamos en dejarlo abajo del lavabo, sin que le diera luz. Pero luego pensamos en algo mejor, dejarlo en el congelador. En el congelador, no habría oportunidad de que ningún mosquito se metiera, ni que se formaran hongos.


Eso hicimos. Era una gran idea pues el el bote cabía perfectamente en la parte del congelador.


Ahora teníamos que resolver qué hacer cuando el bote se llenara. Pensábamos que podíamos usar esos residuos para hacer una composta formal, pues al vivir en un departamento, no teníamos ni el espacio ni jardín.


Encontré un huerto donde reciben nuestros residuos orgánicos, por lo que lo único que tenemos que hacer es llevarlos en cuanto se llene nuestro bote. Guarsamos las bolsas de papel que llegan de una u otra forma a nuestra vida y así cuando se llena el bote, entrego la bolsa de papel llena de los resdiduos orgánicos pues todo puede compostarse.




Veredicto

Como el departamento es muy caliente, el tener el bote afuera no era algo viable para nosotros. Pero, si tu no tienes este problema, podrías intentar dejar el bote afuera y ver si funciona, pues ese es el verdadero propósito de ese bote.


Si quieres seguir el plan del congelador, no necesitas comprar ese mismo bote, puedes utilizar cualquier recipiente que te funcione.


Te recomiendo llamar a jardines, huertos o organizaciones en busca de alguien que reciba tus residuos para hacer composta. A mi me sorprendió encontrar varias opciones, así que busca la más conveniente en tu área.


Desde entonces, hoy existen ya varios emprendimientos que pasan por tus residuos orgánicos A TU CASA. Tres de ellos son Hagamos Composta, Horizonte O, Imperio Composta. Hay muchos más, sólo es cuestión de buscar el que mejor se acomode a tu estilo de vida. ¡Sin duda el nicho ecológico ya es grandísimo!



LO QUE HACEMOS AHORA (a partir de aquí es info actualizada)


El camino y prácticas que cuento arriba nos funcionaron muy bien durante un tiempo. Había aprendido mucho de composta a gran escala, aprendí también que existen 20 tipos o más de compostaje. Mientras más aprendía más ganas tenía de hacerla yo misma. Si bien era una buena idea separara correctamente todos mis residuos orgánicos y entregarlos para ser aprovechados, sentía que era algo de lo que yo misma tenía que hacerme cargo.


Además, durante esa transición, nos mudamos a un departamento con una pequeña terraza, (hoy que escribo vivimos en una casa), por lo que ya había instalado un huerto y quería nutrirlo.


Así que, me aventuré y empecé a hacer composta en casa. y... lo logré. ¿Cómo lo hice?


COMPOSTA 1: chinampera

La primer composta que empecé a usar en casa se llama composta chinampera, de la marca SIRDO. Puedes contactar a Imperio Composta en instagram para que te cuenten más de este tipo de composta. Basicamente son contenedores de plástico que parecen macetas, en donde en la tierra vive una bacteria (de las chinampas, de ahí el nombre) que se come todo lo orgánico rapídisimo. Compre mi compostero, el más pequeño y seguí las instrucciones que me habían enseñado: basicamente se trataba de hacer capas, tipo lasagna, dentre tierra y residuos "secos" y residuos orgánicos, o verdes y mojados. Siempre tapando con una de tierra. A las dos semanas, tenía lista tierra orgánica. Y el proceso se repetía.


COMPOSTA 2: composta casera (puedes hacerla hoy mismo).

Luego aprendí que ese mismo concepto puede hacerse sin necesidad de comprar un compostero especial, y sin necesidad de la bacteria chinampera. Lo único que necesitas es una contenedor, puede ser barro por ejemplo una maceta vieja pues el barro es poroso, un bote de pintura al cual tienes que hacerle hoyos, o un bote de basura al cual igual le hagas hoyos. Y el proceso es muy parecido: hacer una lasagna. Primera capa, residuos secos: tierra, hojas, palitos, pelo, un poco de cartón incluso. Segunda capa: resiudos orgánicos (ojo, siempre sólo vegetales, bien cortaditos, y buscar que exista un buen balance. Es decir, no echar puras cáscaras de limón y ya, sino balancear para equilibrar el PH). Tercera capa: residuos secos. Y así una y otra vez, siempre la última capa de residuos secos. Una vez a la semana hay que revisar que la tierra este humeda, tipo tierra de bosque, si le falta humedad riega tu composta, y también hay que revolverla. ASÍ DE FACIL. En tres a cinco semanas tendrás lista tu tierra fertil. Este método se lo enseñé a mi mamá y es lo que ella hace en su casa.


COMPOSTA 3: Lombricomposta

Después, aprendí sobre lombricomposta o vermicomposta. Este es un tipo de composta muy similar a lo que pasa en la naturaleza: las lombricitas (que son específicamente lombrices rojas californianas) se comen los residuos orgánicos y a su vez dejan lixiviado (es su pipí y está llena de nutrientes) y hummus (su popo y más llena aún más de nutrientes) para nutir la tierra. Mi proyecto favorito de lombricomposta, que te enseña y vende composteros de este tipo, es Sitopia. Este tipo de composta, y también los otros dos, lo he usado con clientes y han tenido excelentes resultados.


Finalmente, aprendí que existen muchísimas más formas de hacer composta. También aprendí que hay muchas personas emprendiendo proyectos sobre composta. Aprendí que si observas los procesos de tu composta, sea cual sea la que busques, siempre que la tapes bien no se llenará de mosquitos, ni de bichitos, ni de olores. Puedes, incluso, tenerla en interior.


Pero lo más importante, es que aprendí que AMO la composta. Suena loco tal vez, pero me apasiona y me resulta terapéutico incluso ver mis residuos transformasdos en nutrientes: como debería de ser. Tanto así que al menos una vez a la semana investigo más al respecto, hasta podría decir que ya soy una experta.


De forma general:


¿Qué se puede compostar y qué no?


Compostable:

  • Trozos de fruta.

  • Restos vegetales.

  • Pan y cereales

  • Hierbas

  • Granos de café.

  • Cáscaras De Huevo.

  • Recortes de césped y plantas.

  • Hojas secas.

NO compostable:

  • Cualquier cosa que contenga carne, mucho aceite, o grasa

  • Materiales de plantas enfermas

  • Aserrín o virutas de madera tratada

  • Productos lácteos

  • (Obvio) residuos no orgánicos


¿Ya haces composta en casa? ¿Qué es lo que haces? ¡Cuéntanos!


Si aún tienes dudas:

Te recomiendo hacer una búsqueda en youtube, instagram, y más. Empápate del tema. No te satures, recuerda que hay mil formas. Encuentra lo que más te haga sentido.


Y, si aún entonces tienes dudas, escríbenos y con muchísimo gusto podemos agendar una asesoría o taller presencial o virtual ;) estoy segura que te encantará.


¡Animo y a hacer composta!


- X

#comopostaencasa #composta #basuraorganica #comohacercomposta #compostamexico

Instagram #ZeroWasteMx #EcoWarrior